La feria virtual que reúne a víctimas y excombatientes

Una Ventana para Soñar es el proyecto que exhibe iniciativas comerciales de personas que vivieron la guerra. Alojamiento y servicios de comidas, manufacturas y mantenimiento de vehículos hacen parte de la oferta.

cgc_6754.jpg

Miguel Suárez, coordinador de alianzas estratégicas de la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR), y Juliana Ospina, directora del proyecto Una Ventana para Soñar.
Cristian Garavito

Víctimas y excombatientes de los paramilitares y de las guerrillas compartieron aula. Esa experiencia se dio en el marco de la iniciativa Una Ventana para Soñar, que tiene como objetivo fortalecer proyectos empresariales de víctimas y de personas que hicieron parte del conflicto armado. “El potencial productivo se ha convertido en un mecanismo que genera nuevas formas de relacionarnos de cara a la reconciliación”, señala Miguel Suárez, coordinador de alianzas estratégicas de la Agencia Colombiana para la Reintegración (ACR), entidad que apoya la feria virtual.

Desde el pasado 20 de abril y hasta el próximo 20 de mayo estará abierta la plataforma llamada Una Ventana para Soñar. Se trata de recrear una feria que no tiene un espacio físico, pero si cuenta con ocho pabellones virtuales en los cuales se puede encontrar 100 emprendimientos en sectores como manufactura, servicios de alojamiento, turismo y actividades artísticas, entre otros.

Del total de las iniciativas, 42 son de exguerrilleros y exparamilitares, 15 de víctimas del conflicto armado y otras 21 fueron desarrolladas por personas de lugares que sufrieron graves afectaciones por la confrontación armada.

La feria cuenta con ocho pabellones. Las personas que quieran ingresar deben entrar a la página www.unaventanaparasoñar.com, crear un personaje (con el que navegarán por la plataforma) y recorrer el espacio virtual.

Con el objetivo de visibilizar estas iniciativas, para que haya una reinserción económica exitosa de los excombatientes a la sociedad civil, se aliaron ocho organizaciones: Google, la Organización Internacional para las Migraciones, la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid), Reconciliación Colombia, la Universidad Eafit, la Cámara de Comercio de Bogotá, la ACR, Colnodo y JuvenTic. “En las calles de Colombia hay más de 50 mil excombatientes construyendo un nuevo proyecto de vida en la legalidad”, resalta Suárez.

El proceso empezó en julio de 2016. Se focalizaron iniciativas en Montería, Medellín y Bogotá, las ciudades en las que la ACR tiene mayor experiencia acompañando a excombatientes con proyectos propios. Entre una base de datos de 10.500 iniciativas, las organizaciones eligieron las 100 que tenían más posibilidad de ser sostenibles y con vocación para funcionar de manera digital.

El siguiente paso fue diseñar un diplomado que se ajustara a las necesidades de los proyectos. En octubre de 2016 profesores de planta y de cátedra de la Universidad Eafit crearon un programa con tres pilares: administración, gestión y uso creativo de tecnologías de la información y la comunicación. “Hay personas que conocen un arte, o un oficio, pero tienen vacíos en competencias empresariales como la contabilidad, el servicio al cliente, etcétera”, comenta Suárez.

Fue en esa etapa de capacitaciones donde los antiguos enemigos se vieron las caras y, también, se encontratron a las víctimas del conflicto colombiano. “Eso muestra que esta iniciativa puede generar un impacto real en la sociedad”, resalta Juliana Ospina, directora del proyecto Una Ventana para Soñar. Las clases se impartieron entre noviembre de 2016 y abril de 2017. Todos los participantes recibieron los certificados del diplomado “Desarrollo en competencias empresariales”.  

Más de 1.500 personas han visitado la feria virtual, para conocer los productos y servicios que allí se ofrecen. Los usuarios que estén interesados en adquirir algún artículo podrán chatear con los emprendedores y con otros visitantes para establecer relaciones comerciales.